Martes con temperaturas extremas en la región núcleo de Argentina

Buenos Aires y Rosario presentan un nivel de alerta amarillo en el sistema de alerta temprana del Servicio Meteorológico Nacional. Se espera un notable pico de calor durante el martes en las provincias centrales, y a partir del miércoles habría lluvias y tormentas con descenso de temperaturas.

Christian Garavaglia Christian Garavaglia 09 Dic 2019 - 18:36 UTC
Calor Temperaturas Diciembre Alerta ola
Se esperan marcas de más de 40°C durante el martes en la región núcleo de Argentina.

El calor comienza a intensificarse en este comienzo de semana en una amplia porción de la República Argentina tal como anticipamos en los últimos días. Durante el domingo se registraron temperaturas máximas entre 30°C y 35°C desde el norte de la Patagonia hacia el norte de Argentina, y varias localidades ya alcanzaban nuevamente esos valores siendo el mediodía del lunes.

Contrariamente a lo que podría suponerse, los valores más altos en estos días se esperan sobre las provincias centrales y no en el norte argentino, siendo este sector además en donde las marcas presentarán las anomalías positivas más destacadas, es decir, en donde se apartarán más de los valores medios en esta época.

Siendo las 15h del lunes, el ránking de temperaturas elaborado por el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) en base a su red oficial de mediciones indicaba que los lugares más calurosos de la Argentina eran Santa Rosa (La Pampa) con 40,1°C, General Pico (La Pampa) con 39,8°C y Trenque Lauquen (Buenos Aires) con 38,9°C.

Las ciudades de Rosario y Capital Federal (junto al Gran Buenos Aires) son al momento las únicas en el país que presentan un nivel de alerta amarillo en el Sistema de Alerta Temprana por Olas de Calor y Salud (SAT-OCS) del SMN. Esto implica un un efecto de intensidad leve a moderado sobre la salud, siendo este periodo de temperaturas elevadas peligroso sobre todo para los grupos de riesgo: bebes, niños pequeños, mayores de 65 años y enfermos crónicos.

Particularmente sobre la Ciudad de Buenos Aires había expectativa por si el día de hoy podía ser el comienzo de la primera ola de calor de la temporada. Recordamos que se necesitan al menos 3 días consecutivos con mínimas superando los 22°C y máximas superando los 32,3°C en esta ciudad, pero la temperatura mínima de este lunes fue de 20,2°C y no cumple el criterio. Todo indica que a partir de la noche del miércoles comenzarán a bajar las temperaturas con el avance de un frente frío y no tendremos ola de calor por el momento en la ciudad.

Martes con calor extremo en la región núcleo

Para el día martes comenzará a notarse un leve descenso de temperaturas máximas en el norte de Patagonia y extremo sur de la región Pampeana (la región más calurosa este lunes) aunque todavía se presentarán marcas cálidas.

Por el contrario, y en situación prefrontal con dominio de vientos continentales del noroeste, se intensificará notablemente el calor en la región núcleo, esperándose las marcas más altas de todo el país en el centro y norte de Buenos Aires, Capital Federal, sur de Santa Fe y sudeste de Córdoba, con registros de 36°C a 38°C y algunos picos aislados de 39°C a 41°C.

En toda la franja norte de la Argentina si bien no se esperan las marcas más destacadas, será otra jornada muy calurosa con valores de 33°C a 37°C.

Miércoles llegará un frente frío al centro del país

Para el día miércoles ingresará rápidamente un sistema de bajas presiones desde el Océano Pacifico hacia la Patagonia central, con precipitaciones concentradas fundamentalmente en Chubut y Santa Cruz, y un marcado cambio de vientos al sur con ráfagas en toda la región sur del país.

Se espera que entre la tarde de este día y la madrugada del jueves, el frente frío asociado a este sistema alcance la región núcleo del país, produciendo un brusco cambio de vientos al sur con ráfagas con notable descenso de temperaturas. El paso de este sistema frontal active algunas lluvias y tormentas aisladas sobre el sudeste, centro y norte de Buenos Aires, Capital Federal, Córdoba, sur de Santa Fe y sur de Entre Ríos, aunque sin acumulados de precipitación destacados.

Publicidad